Saltar al contenido

Reunificación de deudas con nómina

Cuando se necesita reunificar las deudas para conseguir disponer de una mayor libertad económica cada mes resulta de gran ayuda contar con una nómina fija para así demostrar la capacidad suficiente para hacer frente a los pagos de las futuras cuotas resultantes de la reunificación.

Las entidades financieras necesitan conocer los ingresos fijos y estables de los que disponen los demandantes de financiación, y es que necesitan acreditar la solvencia y la liquidez de cada cliente para dar una respuesta afirmativa o negativa a la solicitud. Para ello el cliente debe entregar a Préstamosolución las 3 últimas nóminas que haya cobrado en el momento de la solicitud así como el contrato de trabajo del que dispone para acreditar de alguna forma la estabilidad de ingresos en el futuro.

Todo ello junto con el Documento Nacional de Identidad (DNI) y los recibos pagados de las cuotas de los préstamos o tarjetas que se van a reunificar de los últimos 3 meses, y es que esto ayuda a demostrar que el cliente tiene capacidad de pago pero necesita rebajar el importe total de lo que paga cada mes para vivir de manera más holgada.

De forma complementaria a la nómina de la persona que solicita la reunificación se pueden adjuntar en la documentación la nómina de la pareja en caso de que tenga, y es que si cuenta con ingresos estables puede ayudar a mejorar la calificación del perfil de riesgo del cliente de cara a las entidades financieras.

Reunificación de deudas sin nómina

En el caso de que no se cuente con nómina lo cierto es que la situación se vuelve un poco más complicada para tramitar la reunificación de deudas, y es que si no se cuenta con un ingreso estable que garantice el pago de la futura cuota las entidades se mostrarán muy reticentes a dar una respuesta positiva a la solicitud de reunificación del cliente.

En el caso de tratarse de un tipo de trabajador que no cuenta con nómina pero sí con ingresos recurrentes como pueden ser los autónomos la situación es bien distinta, al igual que si se trata de un pensionista, que no tiene nómina pero tiene una pensión fija mes a mes.

En el caso de que el cliente no sea ni trabajador por cuenta ajena, ni autónomo ni pensionista deberá acreditar otras fuentes de ingresos para poder conseguir finalmente la reunificación de deudas que desea. Y es que hay clientes que viven de sus rentas sin necesidad de trabajar, pero esta situación hay que acreditarla de forma adecuada.

Para ello es necesario mostrar cuáles son los ingresos de los que se dispone, como puede ser los beneficios de una propiedad en alquiler, las rentas derivadas de unas tierras de cultivo o los beneficios que pueden reportar en forma de dividendos las acciones en una determinada empresa. Sea cual sea el caso en Préstamosolución acompañamos en todo momento a nuestros clientes para conseguir una solución a su reunificación de deudas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies